You are here

Inspección de la caja de engranajes de grúas y polipastos

Inspección de la caja reductora

Existen varios componentes cruciales en una grúa: acoplamientos, bloques de gancho, vástagos de gancho, cables, dispositivos debajo del gancho, cajas reductoras, entre otros. A veces es necesario obtener una evaluación más detallada de esos componentes de lo que puede obtenerse mediante inspecciones y mantenimiento preventivo regulares. 

En muchos países, existen normativas que exigen inspecciones de cajas reductoras abiertas. Consulte sus normativas locales y los requisitos indicados por el fabricante original para identificar la frecuencia con la cual debe inspeccionarse la caja de engranajes, o llame a su sucursal de servicio de Konecranes local para obtener asistencia.

Falla de la caja reductora

Las grúas que se han sometido a un uso intenso o que se han mantenido en funcionamiento por muchos años pueden desarrollar fatiga acumulativa y otras características adversas. En condiciones extremas, una caja reductora puede presentar una falla catastrófica, lo que tiene como consecuencia la liberación de la carga. Recomendamos, para fines de cumplimiento y seguridad, llevar a cabo una inspección de caja reductora para determinar la condición de los engranajes de su puente grúa y los componentes asociados a este.

KONECRANES OFRECE DOS TIPOS DE INSPECCIONES DE CAJA REDUCTORAS:

Inspección de la caja reductora

En una inspección de caja reductora, un especialista capacitado llevará a cabo una inspección visual de los componentes claves y evaluará su historial de mantenimiento e inspección para obtener datos acerca del uso de la grúa. El inspector generalmente comprueba el nivel de aceite y revisa tanto el interior de la caja reductora como la superficie de los mismos mediante un endoscopio. Puede que se tome una muestra de aceite para un análisis de laboratorio para detectar la presencia de aceite quemado, partículas metálicas y otros posibles indicios de problemas. Se puede llevar a cabo una inspección regular de caja reductora en cualquier momento, especialmente en el caso de grúas en las cuales se sospecha la presencia de problemas en la caja reductora. Si se detecta una deficiencia, puede que sea recomendable una inspección de caja reductora para un análisis posterior.

Inspección avanzada de la caja reductora

En una inspección avanzada de la caja reductora, se desmonta la caja reductora y lo componentes internos se somenten a pruebas mediante técnicas no destructivas, como el uso de tintas penetrante y partículas magnéticas. La inspección avanzada de las caja reductoras es recomendable para equipos con más de 10 años de antigüedad, aplicaciones cíclicas de servicio pesado, engranajes con bordes delgados o diseño de rayo soldado, equipo con un uso distinto de su diseño original, grúas de procesos cruciales y equipo del cual se desconoce su uso anterior. Esta inspección puede revelar deficiencias leves o menores que son invisibles a simple vista, pero que, de no resolverse, pueden generar problemas en el futuro.

Programe hoy una inspección de caja reductora.

Los componentes internos de la caja reductora generalmente no se estudian durante las inspecciones periódicas u otras inspecciones de cumplimiento. Póngase en contacto con su sucursal de servicio de Konecranes más cercana para programar hoy una cita de inspección de caja reductora.